El llamado atemporal de 343 mujeres

Francia 1971. Durante la lucha para la despenalización del aborto, 343 mujeres, entre ellas Simone de Beauvoir y Agnès Varda, firmaron el “Manifiesto de las 343”, donde declaraban haber abortado

Por: María Teresa Alcalá y Myrel Pezina | t.alcalá y rel_izaguirre

Un millón de mujeres se hacen abortar cada año en Francia. Ellas lo hacen en una condiciones peligrosas en razón de la clandestinidad a la cual son condenadas, cuando esta operación, practicada bajo control médico, es más simple. Se hace el silencio sobre esas millones de mujeres. Yo declaro que soy una de ellas. Yo declaro haber abortado. De igual manera que nosotras reclamamos el libre acceso a métodos anticonceptivos, nosotras reclamamos el aborto libre”.

Estas líneas, escritas por la filósofa y teórica feminista Simone de Beauvoir, fueron publicadas el 5 de abril de 1971 en la revista francesa Le Nouvel Observateur (El Nuevo Observador)

Esta declaración realizada por De Beauvoir, fue acompañada de los nombres de 343 mujeres quienes, al firmar, admitían haber detenido voluntariamente sus embarazos en algún punto de sus vidas.

La finalidad de este acto de protesta feminista, era en parte, visibilizar que legal o no, las mujeres buscan la forma de abortar. También, se buscaba reclamar la lucha por la despenalización de este derecho, de evidenciar ante el Estado y la sociedad parisina que, el ser madre o no, debe ser una decisión personal de cada mujer. La despenalización del aborto, tras años de lucha feminista en el territorio frances, proporcionó a las mujeres no solo una condición médica adecuada para efectuarlo, sino también la libertad de proclamar sus cuerpos como suyos. Se les devolvió lo que siempre debió ser suyo.

La portada de aquella edición n°334 de Le Nouvel Observateur, incluye un título que proclama “La lista de 343 francesas que tienen el coraje de firmar el manifiesto <Yo he abortado>”

Entre las mujeres más conocidas que firmaron el manifiesto, se encuentran la directora de cine Agnès Varda, las actrices Jeanne Moreau y Catherine Deneuve, las novelistas Marguerite Duras y Colette Audry, la abogada feminista Gisèle Halimi y su propia redactora, la filósofa Simone de Beauvoir. A estas mujeres, además se le suman muchas otras menos conocidas, quienes en su momento llegaron a sufrir consecuencias profesionales y legales por haberse atrevido a firmar el párrafo de De Beauvoir, por haberse atrevido a denunciar una realidad: que el aborto clandestino existe y que representa una amenaza para la vida de las mujeres.

El texto, titulado “Un llamado de 343 mujeres”, incluye una aclaración en la parte izquierda inferior, que se lee: “Entre las firmas, militantes del Movimiento de Liberación de la Mujer reclaman el aborto libre y gratuito”, además tiene una anotación que pide al lector consultar la página 40, donde se compartió un escrito relacionado al aborto. 

La propuesta de esta publicación provino de Nicole Muchnik, una periodista de la revista, quien al conversarlo con el jefe de documentación de Le Nouvel Observateur, Jean Moreau, acordaron la importancia de que las mujeres accedieran a firmar. 

La respuesta de los medios y el impacto del Manifiesto

El director de Le Nouvel Observateur en 1971, Jean Daniel, explicó en su momento que, “las mujeres francesas habían decidido responder al escándalo con el escándalo”. Es certero decir que, la publicación del Manifiesto en la revista francesa resulta en un apoyo a la lucha de los derechos de las mujeres, además de ser un acto de solidaridad al Movimiento de Liberación de la Mujer.

Aunque el Manifiesto fue bien recibido por cierta parte de la sociedad francesa, el desapruebo de otros también se hizo notar. Sobre esto, la revista francesa Charlie Hebdo, publicó su crítica a la iniciativa feminista, pues una semana después de la publicación, el 12 de abril de 1971 y en la edicion n°21 de la revista, preguntan sarcásticamente “¿quién ha embarazado a las 343 putas del manifiesto sobre el aborto?”

Inclusive se ha recreado este manifiesto en la actualidad; en el 2011, 343 mujeres francesas firmaron otro manifiesto de título “¡343 mujeres se comprometen! ¡Igualdad ahora!”; este texto culmina con la frase “no pedimos la luna, solo exigimos igualdad”. 

También, aunque el aborto se despenalizó en Francia en 1975, hace unas semanas se firmó una nueva versión en la que se exigía alargar los plazos para realizar el aborto legal más allá de las primeras 12 semanas de gestación. 

La importancia del Manifiesto de las 343 y su publicación perdura pues, incluso 50 años después de este hecho, el aborto continúa siendo un tema que escandaliza a muchos. Sin dejar de lado los problemas de impunidad, violencia de género y feminicidios que están actualmente en estado de emergencia. 

El Manifiesto original de 1971 y sus réplicas solo demuestran que 343 mujeres firmaron, firman y firmarán por los derechos de las mujeres.

Comparte en:

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Share on whatsapp
WhatsApp