El futuro florece de las calles al Congreso

A través de cuatro candidaturas independientes, El Futuro Florece busca regresarle a la ciudadanía el lugar que merece en el Congreso de Nuevo León

Por: Roberto Juárez y Paulina Sánchez | @ChinosSabbati y @_paulinna19

Era 5 de marzo del 2020, ocho jóvenes entusiastas se quedaron de ver en una cafetería para planear su participación en el periodo electoral del 2021. Lo chistoso es que, por una confusión, algunos llegaron a cafeterías diferentes. Después de una llamada se dieron cuenta del error y terminaron en la misma mesa en el lugar correcto. 

Ese día en esa cafetería planearon sus candidaturas. “Okay, ¿te quieres lanzar?” se preguntaron entre ellos. Luego de un claro y seguro “sí”, no hubo otra cosa más que decir: “vamos a lanzarnos”. Así comenzaron a sembrar la idea de un proyecto que después crecería para ser El Futuro Florece.

Actualmente el Futuro Florece es una plataforma política en la que participan cerca de 100 voluntarios y en la que cuatro jóvenes ciudadanos buscan regresarle a la comunidad el lugar que merece en el Congreso de Nuevo León. Mariana Villasuso, Roberto Alviso, Kristian Macías y Daniel Darío compiten por una diputación local y están convencidos de que: 

“Necesitamos personas al interior de las instituciones, en este caso el Congreso, para que el poder se ejerza, no por esta persona representante, sino por las personas en las calles”. 

El contexto de esta historia comienza dos años antes. Wiki Política les dio la experiencia. 

Kristian, Daniel y Roberto colaboraron para la candidatura independiente de Alejandra del Toro en el 2018; ahí aprendieron los retos que implica hacer una campaña política sin partido, recopilaron firmas y se enfrentaron directamente al sistema político. Desde entonces, ya no se perdieron la pista. 

A partir de sus experiencias personales, han encontrado su motivación para hacer política. Mariana Villasuso, que compite por el distrito local 3, considera que “con una sola acción que hagas bien desde el gobierno puedes impactar a millones de personas y, entonces, eso te lleva a cambios estructurales que te permiten hacer la desigualdad un poco más chiquita o a terminar con la pobreza”. 

Kristian Macías, que compite por el distrito local 4, tiene la certeza de que “hay que empezar a cambiar las cosas desde adentro y empezar a asegurar derechos: derecho a la vivienda, trabajo digno, a poder vivir en paz y vivir seguros”.

El candidato por el distrito local 6, Roberto Alviso, comenta que su inspiración para hacer política es: “la capacidad que tienen las comunidades para organizarse y, en conjunto, encontrar soluciones a los problemas que comparten”. Aunado a esto, piensa que se debe transicionar de la democracia representativa a la democracia directa. 

Daniel Darío, por el distrito local 12, ha hecho labor social durante más de una década y está convencido de que no hay gente mala. Considera que “hay mucha gente que quiere hacer las cosas bien pero la estructura política que ha existido y prevalecido durante muchísimos años no lo ha permitido”. 

A pesar de que Mariana, Roberto, Kristian y Daniel tienen diferentes experiencias personales con la política y el trabajo social, todos coinciden en una cosa: “Se necesita hacer política de calle, sino mejor que ni se haga, porque entonces, se hace política pública para el aire, no para las personas”. Con esa filosofía se preparan para ocupar un puesto en el congreso. 

Las decisiones se toman en juntas vecinales, no desde la curul.

En su camino hacia el Congreso recorren las calles de su distrito escuchando a los vecinos. Los cuatro candidatos saben que hay un hartazgo generalizado hacia los políticos. Mientras van de casa en casa lo confirman. 

El comentario entre los vecinos se repite: “todos son iguales, todos son la misma basura. Vienen las elecciones, se acercan, se aparecen y luego desaparecen durante tres años”. La gente no confía en los políticos.

Para combatir esta desconfianza, los cuatro candidatos de El Futuro Florece platican con los y las vecinas. Les explican quiénes son, qué propuestas impulsan, y les aseguran que su propósito es “hacer una política y una representación real con las vecinas y con los vecinos donde se escuche su voz. Que las decisiones no solamente se tomen desde una curul, sino que las decisiones se vayan tomando en juntas vecinales”, menciona Kristian Macías.   

Después de algunos minutos de explicarles su plan de trabajo, la gente comienza a confiar en ellos. Tomando en cuenta esta confianza y el compromiso que implica hacer política, los cuatro candidatos de El Futuro Florece buscan mantener su plataforma abierta para hacer política en conjunto pasando el periodo electoral.

De igual forma, los candidatos comparten las dificultades que se han presentado al momento de recabar firmas y realizar el proceso de registro para candidaturas independientes. Recalcan el complejo y dificultoso trabajo de recabar firmas entre tanta burocracia, y de generar empatía con la gente cuando hay un cubrebocas de por medio. Esto los coloca en una situación de desventaja ante sus contrincantes que compiten desde un partido. 

El plan de este colectivo a largo plazo es, “ser esta plataforma de acompañamiento en organización comunitaria en donde las personas que vienen aquí a trabajar tengan toda la puerta abierta para hacer la política que ellos quieran”, explica Mariana Villasuso. La plataforma está abierta a cualquier ciudadano, sin importar su formación, que esté interesado en aportar sus habilidades y conocimientos al quehacer de la política pública. 

Para el puesto que compiten, ¿qué proponen? 

Mariana Villasuso: “Jale para todos”  

Entre las principales ideas que propone Mariana se encuentra “jale para todos, una propuesta que busca impulsar la inclusión laboral. Debido al freno económico que provocó la pandemia por el Covid-19, muchas empresas afrontan serios problemas financieros y el gobierno, en sus tres niveles, no ha sido capaz de apoyar a las empresas con subsidios adecuados. Es por esto que la candidata busca que se disponga de un mayor presupuesto para los programas de reactivación económica. 

Asimismo, como parte de su iniciativa, busca exhortar al poder ejecutivo para que implemente proyectos de asistencia técnica y apoyo económico para emprendedores y emprendedoras. Aclara que, a pesar de que ya existen programas que fomentan el emprendimiento por medio de becas, esto no es suficiente para que las personas desarrollen y ejecuten modelos de negocio funcionales a largo plazo.

Finalmente, la propuesta incluye el impulso de una ley de emprendimiento social. Comenta que este tipo de emprendimiento ya existe y ha ayudado a aligerar la pobreza y a resolver problemas medioambientales, pero falta darle a los emprendedores conocimiento técnico para que se desarrollen de manera completa. 

Kristian Macías: Gobierno abierto, transparencia y combate a la corrupción

La agenda del candidato se centra en cuatro puntos: 1) asegurar “mayor participación por parte de las vecinas y los vecinos, a través de un presupuesto participativo”; 2) establecer las pautas para tener un gobierno totalmente transparente, haciendo uso de tecnología como blockchain, no solo para ayudar en trámites, sino también, para dar seguimiento a los gastos del presupuesto; 3) hacer uso de inteligencia artificial para analizar las declaraciones “3 de 3” de todos los funcionarios; 4) asegurar la transparencia total de los datos, ya que actualmente es prácticamente imposible encontrar datos claros sobre los gastos presupuestarios en los portales digitales oficiales. 

Roberto Alviso: “Apostarle a un Nuevo León donde se pueda vivir sin miedo”

Las propuestas del candidato Roberto Alviso van dirigidas a temas de seguridad pública y prevención del delito. Primeramente, propone cambiar el enfoque que se le da a las políticas de seguridad, transicionar de una visión reactiva de la seguridad (donde todo el presupuesto se invertía en armamento, patrullas y sistemas de vigilancia) a la prevención del delito donde se busca fortalecer la justicia cívica y generar sistemas de policía de proximidad. El candidato tiene la intención de, desde el nivel legislativo, impulsar esta nueva estrategia y asegurar que se asignen los presupuestos necesarios para que sea llevada a cabo. 

De igual forma, continuando con la agenda de prevención del delito, recalcó la necesidad urgente de que se establezcan centros de rehabilitación para adolescentes y personas con incidencia en el consumo de drogas. Actualmente ya existen esta clase de instituciones, pero son de carácter privado o religioso. A nivel público no existen proyectos que busquen rehabilitar a personas en situación de abuso de drogas. El candidato busca que la apertura, organización y financiamiento de estos centros de rehabilitación sea obligación del Estado y los municipios. 

Daniel Darío: Movilidad y medio ambiente

Las iniciativas de Daniel Darío se enfocan hacia el tema de movilidad y medio ambiente. Su propuesta parte de la intención de “legislar para definir cómo deben de ser las calles, banquetas y avenidas en Nuevo León”, con la finalidad de unificar los criterios de planeación urbana en el estado y que estos no queden en el azar de las opiniones de los municipios. Con esto se podrá crear un desarrollo urbano que permita la movilidad digna y segura de los ciudadanos, sin importar el medio de transporte que decidan utilizar. 

Además, continuando con el tema de movilidad, Darío planea la creación de un instituto que regule y coordine todos los sistemas de transporte público que existen: metro, rutas urbanas, taxis, entre otros.

En materia medioambiental, le apostará a la reutilización y reciclaje de residuos, al desarrollo y habilitación de huertos urbanos, a la defensa de las áreas verdes y a la protección de los derechos de animales domésticos y animales en general. 

Comparte en:

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Share on whatsapp
WhatsApp